Objetivos:

El objetivo de estos experimentos caseros es observar como 3 huevos colocados en una posición estratégica pueden soportar pesos muy grandes sin llegar a romperse.

Visto en: FQ-Experimentos

Materiales:

  • 3 huevos
  • 3 vasos pequeños
  • pesos a soportar (jarra de agua, latas, etc.)

Procedimiento:

1. Colocamos los huevos en posición vertical sobre los vasos

2. Colocamos una superficie de plástico sobre los huevos, para que sirva como platillo para soportar los pesos.

3. Colocar pesos sobre el huevo con cuidado, se observara que los huevos pueden soportar pesos muy grandes.

Explicación:

Si bien un huevo es muy frágil y puede romperse fácilmente si se somete a esfuerzos bruscos o si se deja caer desde una cierta altura, pero un huevo colocado verticalmente puede soportar un peso muy grande siempre que no se aplique de golpe.

La explicación está en la forma del huevo. Si te fijas bien, un huevo colocado verticalmente tiene una forma parecida a las bóvedas que se emplean en construcción por ser estructuras capaces de soportar mucho peso con un mínimo de material.