El fuego es una reacción química. Es algo que le sucede a gases en la mayoría de las circunstancias. Y es algo que pasa como resultado del calentamiento de la materia sólida o líquida para producir vapores, que luego se encienden al mezclarse con el oxígeno.

Para hacer fuego, tienes que tomar un sólido o un líquido, calentarlo para que se rompan vínculos químicos en el combustible (el sólido o el líquido con el que empezaste) y eso hace que se libere gas. Ese producto gaseoso se mezcla con el oxígeno. Luego introduces una fuente de encendido que produce una llama

Puedes crear fuego de colores al rociar productos químicos en las llamas, siendo mucho más cautivador dándole paso a colores diferentes producidos por ciertos compuestos.

como hacer fuegos de colores

¿Por qué el fuego tiene diferentes colores?

Los gases que se desprenden con el fuego (principalmente vapor de agua y dióxido de carbono) están a una temperatura tan alta que desprenden luz visible. Esto es lo que vemos como llamas. La composición de estos gases y su temperatura determinan el color de la llama. Por eso, cuando se quema papel o madera la llama es anaranjada o amarilla. En cambio, cuando se queman combustibles como carbón o gas natural la llama es azulada. También pueden verse colores más sorprendentes, como verde o morado, si los gases contienen compuestos metálicos del tipo del cobre o el potasio.

¿Qué compuestos producen las llamas de colores?

Pueden existir otros compuestos que produzcan llamas de colores pero sin ninguna duda éstos son los más recomendables para hacer malabarismo.

  • Amarillo: sal de cocina
  • Verde: ácido bórico
  • Rojo: cloruro de litio
  • Púrpura: cloruro de potasio
  • Azul: cloruro de cobre
  • Violeta profundo: El indio, costoso y duro encontrar,
  • Anaranjado rojo: Compuestos del calcio.
  • Verde: Compuestos del bario
  • Blanco: Gas blanco (líquido)
  • Azul: Gas seco (como arriba)
  • Verde: sulfato de cobre
  • Malva: alumbre de potasio
  • Azul: ferrocianuro de potasio
  • Naranja: cloruro de calcio

¿Por qué es tan caliente?

Cuando se calienta algo, como leña en una chimenea, libera gas. La reacción de esos gases con el oxígeno en el aire es lo que se aprecia como fuego.

La combustión es una reacción exotérmica, lo que quiere decir que la cantidad de calor liberada es mayor que la energía que está absorbiendo, esa reacción libera mucha energía y es por eso que el fuego es tan caliente.

En este artículo le mostraremos varias técnicas o maneras de cómo hacer fuego de colores, de manera sencilla; sin embargo, como algunos materiales que se utilizaran son altamente inflamables siempre hay que tomar las precauciones necesarias para manipularlos, niños no practicarlo solos, soliciten siempre la ayuda de sus padres o un adulto para evitar cualquier tipo de accidente.

Materiales:

  • Un encendedor o fósforos
  • Ácido bórico
  • Acetona o quita esmalte de uñas.
  • Un poco de alcohol
  • Cuatro recipientes de aluminio pequeños o también puede ser recipiente de pírex (vidrio que resista el calor)
  • Hilo de cobre, esto se puede conseguir de los cables de teléfono la parte interna es un hilo de cobre.

Procedimiento:

Lo primero es colocar un poco de hilo de cobre en uno de los recipientes, luego colocar un poco de acetona en el segundo recipiente, en el tercero colocas un poco de ácido bórico, y para el cuarto puedes colocar un poco de alcohol, unas gotitas de ácido bórico e hilo de cobre.

Es importante en esta etapa del experimento tomar precauciones, limpiando la mesa de trabajo pues no debe quedar ni un poco de restos de los materiales que se usaran, asimismo se sugiere lavarse las manos antes de tomar el encendedor y encender los recipientes de aluminio.

Se procede a encender los recipientes de aluminio uno por uno, con ayuda del encendedor o fósforo, luego de ello se observara que el recipiente que contenía ácido bórico el fuego se tornará un color verde intenso, el recipiente que tenía acetona se tornará un color medio anaranjado, en el recipiente que se colocó hilo de cobre se tornará un color verde más bajo que el primero y por último el recipiente que tenía la mezcla de los tres se tornará un tanto azul.

Conclusión:

El color es debido a la radiación electromagnética, emitida en forma de luz, el mismo que va depender de la longitud de la onda para que el compuesto tome un color u otro, es importante saber que cada compuesto químico cuenta con su propio patrón de ondas por eso cuando uno enciende el recipiente, la temperatura se eleva y estas ondas se ven alteradas, por tanto el fuego comienzan a tomar un color u otro.

Al observar el comportamiento del fuego en cada uno de los compuestos se visualiza que el que alcanza mayor altura es el de la acetona debido a que tiene mayor cantidad de solvente.

Al alejarse el fuego del centro de calor cambia su color.

Cuando empieza la combustión en el ácido bórico y en el cobre la llama es azul y a medida que hay menos alcohol cambia la tonalidad del fuego.

Hacer fuego violeta-azul:

Materiales:

  • Cloruro de potasio (sales dietéticas para la hipertensión arterial, se puede encontrar en farmacias)
  • Alcohol etílico común (se puede usar querosén, gasolina u otro líquido inflamable)
  • Fósforos o Encendedor (u otro encendedor de mano).
  • Bandeja o envase llano de metal (también se puede usar cerámica).

Procedimiento:

  • Colocar en el envase elegido cloruro de potasio.
  • Echar el alcohol en la sal (hasta humedecerlo, es recomendable que no haya exceso).
  • Acercar una cerilla encendida a la pasta creada para encender está, y retirarla.

Conclusión:

Primero saldrá una llama azul por el alcohol, cuando se comience a quemar la sal, saldrá la llama violeta y duradera dependiendo de la cantidad de esta.

¿Qué secuelas trae a la salud el usar este tipo de combustibles?

Como con todos los combustibles has de informarte en el informe de seguridad del material; si no puedes informarte por este método mira más arriba en este informe. Si tras usar el combustible te sientes mareado o con ganas de vomitar camina una larga distancia tomando grandes bocanadas de aire puro y limpio. Es normal sentir malestar tras el uso de estos combustibles.

Recomendaciones a la hora de trabajar con fuegos de colores:

Mezclar bien los compuestos para que se pueda obtener un buen resultado de las llamas de colores

Precaución: el metanol es tóxico y puede matar. Cuidado con el fuego y el fuego.

Tener en cuenta que se está trabajando con alcoholes y ácido bórico y estos compuestos son inflamables